Yo vivo de esto

Soneto lingüístico número 16

Un cliente moroso que no es plebeMoroso

se ofende falsamente, como un amo,

porque en la plaza pública reclamo

que pague de una vez lo que me debe.

 

Burgués de sueldo al mes siempre asentado,

se pasa nuestro trueque por el forro,

me pide ser paciente –¡vaya morro!–

y deja mi presente hipotecado.

 

Perdone, buen señor, si le molesto,

ya lo intenté diciendo «abracadabra»

y no llené nevera con el gesto.

 

Me dijo usted que estoy como una cabra

por textos corregir y vivir de esto:

loco seré, mas loco con palabra.

Ramón Alemán

Esta entrada fue publicada en Sonetos lingüísticos y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*